El Blog

Calendario

<<   Octubre 2006  >>
LMMiJVSD
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31      

Sindicación

Foros

Un Suplemento de

Alojado en
ZoomBlog

Garzón no es competente en el caso del informe del ácido bórico: Editoriales

Por Narrador - 5 de Octubre, 2006, 10:30, Categoría: ¿Garzón ha Prevaricado?

La Sala de lo Penal enmienda la plana a Garzón (Editorial de EL MUNDO)

Baltasar Garzón anticipó ayer su vuelta de Bogotá a Madrid y, pocas horas después de aterrizar en Barajas, se encontró con la resolución de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional, que insiste en que «no hay el más mínimo indicio» de que su juzgado pueda ser competente para investigar la falsedad documental que imputa a los peritos de la Policía Científica.

Se trata de un criterio genérico que corrobora el auto de la misma Sala, dictado el pasado 27 de septiembre, en el que señalaba que los delitos de falsedad documental son competencia de los juzgados de instrucción.

La Sala precisa ahora que Garzón sólo podría ser competente en caso de que la falsedad de documento se hubiera cometido para perpetrar un delito terrorista, lo que no es el caso.

A pesar de ello, Garzón llamó a declarar a los peritos la pasada semana y les imputó tras un largo interrogatorio. La Sala de la Audiencia, que es la instancia superior a Garzón, le desautorizó ayer implícitamente al desestimar el recurso del fiscal y establecer el criterio de que carece de competencia.

Ello pone a Garzón en la difícil tesitura de rectificar ante el fallo de un tribunal superior o de cruzar la raya de la prevaricación, fingiendo que el asunto no va con él. Lo lógico es que el juez se inhibiera hoy mismo en favor del juzgado de instrucción ante el que se ha presentado una querella, como recomiendan los tres magistrados de la Sala de lo Penal.

Ello sería lo normal y lo coherente y permitiría al juzgado de instrucción empezar la investigación desde cero, dado que las actuaciones de Garzón serían probablemente declaradas nulas al carecer de competencias. Pero Garzón ya ha demostrado que no siempre actúa conforme a las normas procesales y al principio de legalidad.

El fallo de la Sala deja en muy mal lugar al fiscal jefe de la Audiencia, Javier Zaragoza, que ha defendido -contra el espíritu y la letra de la ley- que Garzón sí era competente. De hecho, Zaragoza intentó predefinir la competencia del juez al solicitarle el día 23 de septiembre que se hiciera cargo del asunto. El fallo de ayer le contradice sin ningún matiz y desmonta su falacia de que Garzón estaba investigando el caso para determinar si procesaba a Hasan Haski por tenencia de explosivos. Falsos o verdaderos, los dos informes policiales coinciden en que Haski tenía ácido bórico en su casa, por lo que el juez no necesita practicar diligencia alguna sobre un hecho que ha quedado acreditado.

Pero el sometimiento a la ley ha brillado por su ausencia en la actuación de Garzón, que ayer pidió amparo al CGPJ, alegando que este periódico y otros medios le han «atacado de forma sistemática» y amenazan su «independencia». En cuanto a lo segundo, es evidente que no se puede poner en peligro su independencia en un caso en el que carece de competencias. Y en cuanto a lo primero, el CGPJ ya denegó ese amparo solicitado hace unos días por los vocales afines al PSOE, argumentando que hay que esperar a la investigación de las denuncias presentadas contra Garzón, que pretende con su petición silenciar a los medios que cuestionamos con argumentos jurídicos su forma de proceder en este caso.

Editorial publicado por el diario EL MUNDO el jueves 5 de octubre de 2006. Por su interés informativo reproducimos íntegramente su contenido.


"Juez incompetente" (Editorial de LA GACETA DE LOS NEGOCIOS)

Los peritos del 11-M (caso del ácido bórico) presentaron una queja ante el Consejo General del Poder Judicial por el trato degradante recibido por el juez Baltasar Garzón. La Fiscalía de la Audiencia respondió afirmando que los peritos habían tenido garantizados siempre sus derechos. Cabe preguntarse por quién, pues a estas alturas es notorio que no lo fueron por Garzón ni por la Fiscalía. Ninguno de ellos hizo nada por garantizar el derecho al juez imparcial predeterminado por la ley. Por el contrario, la Fiscalía parece querer llevar a la exasperación a la sala de la Audiencia, por su empeño en justificar las acciones incompetentes de Garzón. Por dos veces los magistrados han tenido que poner al peculiar equipo en su sitio.

Es lícito preguntarse si la Fiscalía actuaría igual ante la pretensión de un juez de instrucción por hacerse cargo de una causa de terrorismo por coincidir el criminal con un robo que está investigando. Un juez sólo tiene poder constitucional para actuar dentro de su competencia. Y lo que estamos viendo es una expansión ilícita que afecta a derechos de terceros. Pero tampoco garantizó la Fiscalía los derechos de los peritos cuando asistió impasible al trato dado a los testigos, mientras aún eran testigos, o a su conversión en imputados sucesivamente, sin las mínimas garantías de un abogado, toda vez que, por otra parte, el ministerio público actuaba de forma tan particular. Si lo que aconteció en la Audiencia fuera aceptable, todo el sistema de garantías de derechos a los imputados podría evadirse por el sencillo truco de tenerlos como testigos hasta que fuera conveniente. De esta forma, los fiscales de la Audiencia y Garzón han reforzado las críticas que viene sufriendo la instrucción judicial española por poco garantista.

Editorial publicado por el diario LA GACETA DE LOS NEGOCIOS el jueves 5 de octubre de 2006. Por su interés informativo reproducimos íntegramente su contenido.


Blog alojado en ZoomBlog.com